Entrevista a Luis Magrinyà

If you want to read this interview in English, click here

Luis Magrinyà es el director de las colecciones de clásicos de Alba Editorial, casa de publicaciones situada en Barcelona. Es traductor de Juicio y Sentimiento, publicada por primera vez en 1993 y que ha sido reedita periódicamente.

Estudió Letras y Fotografía y ha trabajado además de como traductor y editor, como lexicógrafo y escritor. De esta rama creativa, es autor de dos libros de cuentos, Los aéreos (1993) y Belinda y el monstruo (1995), las novelas Los dos Luises (Anagrama), que recibió el Premio Herralde del año 2000, Intrusos y huéspedes (Anagrama, 2005) y Habitación Doble (Anagrama, 2010).

En la siguiente entrevista, puedes conocer más su trabajo como traductor y editor, así como la influencia de Austen en su vida y obra.

  • Luis Magrinya
    • - ¿Desde cuándo su afición por Jane Austen? ¿Alguna anécdota en particular?
    • La mejor anécdota es que al principio no me gustó. ¡Lo juro! La primera novela que leí de Jane Austen, creo que cuando tenía unos veinte años, fue La abadía de Nothanger y no la pude resistir. No recuerdo por qué: sólo recuerdo eso. Debí cogerla en un mal momento. Luego al cabo del tiempo leí Orgullo y prejuicio en una edición de kiosko. Aquella célebre declaración de Darcy me dejó noqueado. Y luego ya fui fan. Curiosamente, ahora La abadía es mi novela favorita.
    - ¿Qué le atrae más de la autora?
  • La capacidad de crear todo un mundo a partir de un mundo pequeño, sin magnificarlo. Esto es dificilísimo. La literatura de «las pequeñas cosas» suele acabar en una mitificación absurda de ellas. Jane Austen consigue hacer novelas sociales y yo diría que hasta materialistas a partir de la reducida sociedad que conocía la hija de un vicario. A Charlotte Brontë no le gustaba nada porque decía que miraba «por el ojo de la cerradura». Pero esa mirada es sin duda uno de sus mayores alicientes.
  • - ¿Podría considerar por un momento su trayectoria artística bajo la 'influencia' de Jane Austen? ¿Cómo la percibe?
  • Bueno, no soy muy bueno analizando mis propias influencias. Seguro que la lectura de Jane Austen se nota en mis libros. En el último, Habitación doble, hay una cena de médicos muy cómica en la que sí reconozco particularmente la huella austeniana. Algún crítico ha dicho de mí que hago lo mismo que Jane Austen: «falso costumbrismo», sea lo que sea lo que signifique eso.
    • - ¿Por qué traducir 'Juicio y sentimiento' y no otra? ¿Podía escoger o fue un ncargo?
    • Fue una propuesta mía a la editorial, a principios de los 90. Por aquel entonces no estaba disponible en español y también debo decir que no se había rodado aún la película. La propuse y me la aceptaron. En aquel tiempo la obra de Jane Austen estaba muy mal representada y editada. Habría podido elegir otra pero elegí ésta. Luego, cuando me hice cargo como editor de la colección Alba Clásica, el primer número fue Mansfield Park.
    Mujeres hablando
  • - ¿Le gustó su labor de traducción?
  • Sí, sí. Yo no he traducido mucho, apenas cuatro o cino libros. Pero con el estilo de Jane Austen tuve enseguida mucha compenetración. Me salió muy natural, jejeje.
  • - ¿Qué encontró/encuentra más difícil en la trasposición de un texto inglés al castellano?
  • Lo difícil siempre es que una traducción esté en español y no en inglés traducido. Hay que evitar las fórmulas, los tics, los automatismos de traducción…
  • - ¿Qué parte de la novela fue más difícil de traducir?
  • Todo lo de las rentas, eso nunca acaba uno de entenderlo del todo.
  • - ¿Algún pasaje favorito?
  • El capítulo 2. Ese diálogo totalmente brutal sin intervención apenas de la narradora. En cinco páginas el hermano pasa de querer compartir su herencia con sus hermanas a pensar que con que les deje unos muebles ya pueden darse por satisfechas. Es una muestra genial de la objetividad algo despiadada de Jane Austen, una de sus caracteristicas para mí fundamentales. Ya sabemos, «el ojo de la cerradura»…
  • Juicio y Sentimiento de Alba Editorial
    • - ¿Qué tal los personajes? ¿Cómo poder aportar la personalidad de los mismos una vez traducido a otra lengua con las dificultades que debe conllevar?
    • En ese aspecto ayuda mucho lo que decía antes del «mundo reducido» que describe Jane Austen. En ese mundo no hay grandes diferencias lingüísticas ni de estilo en el habla de los personajes, y si las hay están muy convenientemente marcadas, es fácil reconocerlas. En fin, que afortunadamente para un traductor Jane Austen escribió antes de que se inventara el «color lingüístico».
  • - ¿Por qué cree que Austen despierta ese interés entre los lectores hoy en día?
  • No acabo de saberlo bien y es arriesgado hacer un diagnóstico. No me satisface la explicación del «romanticismo» porque para mí Jane Austen era rotundamente antirromántica. ¿Tal vez tenga que ver con ese «mundo reducido» en el que el lector común se puede reconocer?
  • - Si pudiésemos trasladar algo del estilo literario de aquella época, si deseara hacerlo ¿qué le gustaría encontrar en los libros/novelas de la actualidad?
  • Pues una novela que empezara con una frase como «Hace unos treinta años, la señorita Maria Ward de Huntingdon, con sólo siete mil li-bras…». ¿Alguien se atreve hoy a empear una novela informándonos de cuánto dinero tiene un personaje?
    • - ¿Cree usted en la distinción entre novelas de' hombres' y novelas de 'mujeres'?
    • Creo que de hecho existen, pero que es un error que existan. No me gustan los autores que enfocan deliberadamente hacia un género u otro sus libros, me parece que parten de estereotipos culturales que habría que superar. De hecho, me molesta muchísimo que se piense que hay cosas, no sólo libros, para hombres y cosas para mujeres.
    • Lizzy
  • - ¿Cree que es preciso calificar las novelas como 'historias románticas' en el sentido más superfluo del término?
  • Desde luego en el sentido superfluo no y en otro más profundo quizá tampoco. Jane Austen escribe en pleno romanticismo y sus novelas encierran una crítica nada oculta de los prototipos románticos. En su época casarse con un vicario o un aspirante a vicario de ingresos modestos no tenía nada de romántico; era, como bien se ve en sus novelas, una vulgaridad y una especie de suicidio social. Austen satiriza muy bien las pretensiones sociales y tiene una idea muy clásica y austera de las relaciones de amor en la que lo que entendemos por pasión –tal vez con la excepción del complicadísimo affaire de Elizabeth Bennet y Darcy en Orgullo y perjucio- no es relevante. Sin embargo, hay que admitir que, si bien combate la idea del amor romántico, la cantidad de peripecias que deben superar sus heroínas para conseguir a su pareja es tan accidentada que tiene algo de romántico, ¿no?
  • - ¿Qué cree que hace de las novelas de Jane Austen algo universal?

  • En realidad esta pregunta viene a ser otra formulación de por qué Jane Austen sigue hoy tan vigente. Yo no me siento muy cómodo con el término «universal», siempre creo que me equivoco.
  • Texto
  • Interview in English

  • Luis Magrinyà is head manager of classic collections in Alba Editorial, publishing house located in Barcelona (Spain). He is the translator of Sense and Sensibility, published in 1993 for first time and reissued periodically.

    He studied Ars and Photography and he has worked as translator and publisher, as well as lexicographer and writer. In this are, he has written two books of tales, Los aéreos (1993) and Belinda y el monstruo (1995), the novels Los dos Luises (Anagrama), which won the Herralde Prize in 2000, Intrusos y huéspedes (Anagrama, 2005) and Habitación Doble (Anagrama, 2010).

    In the following interview, you can know more about his work as translator and publisher, as well as the influence of Jane Austen in his work and life.

  • Luis Magrinya
    • -When did your likeness for Jane Austen start? Any special anecdote?
      The best anecdote is that at the beginning I didn’t like her. I swear it! The first novel I read was ‘Northanger Abbey’, I was about twenty years old and I couldn’t stand it. I don’t remember why: I only remember that. I must have read it in a bad moment in my life. Later, I read ‘Pride and Prejudice’ from a newsagent edition. That famous declaration of Mr Darcy knocked my socks off. Then, I became a fan. Curiously, now ‘Northanger Abbey’ is my favourite novel.

    -What attracts you most of Miss Austen?
    Her ability to create a whole world from a small one without magnifying it. This is something very difficult to achieve. Literature of ‘Little things’ usually ends in an absurd mytologization. Jane Austen makes it possible to create social novels and I would say even materialist ones parting from the narrow society the vicar’s daughter knew.  Charlotte Brontë didn’t like her because she said she “looked through the keywhole”, but, I think, this look is beyond any doubt her greatest attractive.
    -Could you consider for a while your artistic path under Jane Austen’s influence? How do you perceive it?
    Well, I’m not very good at analyzing my own influences. The reading of Jane Austen must be somewhere in my books for sure. In the last, ‘Double Room’ there is a very funny dinner scene among doctors where I find some Austen’s trace. Some criticism has said that I create what she does: ‘a false regionalism’, whatever it may mean.

  • -Why translating ‘Sense and Sensibility’ and no other? Could you choose or were you asked to?
  • It was my own proposal to the publishers, at the beginning of the 90s. At the time, there wasn’t any translation in Spanish of this novel and I’ve to say that the film hadn’t been filmed yet. I proposed it and my proposal was accepted. Then, Miss Austen’s works where not very well published and represented. I could have chosen a different one but I decided on ‘Sense and Sensibility’. Later, when I became in charge as publisher of ‘Alba Clásica’ collection, the first work was ‘Mansfield Park’.

    Mujeres hablando

    - Did you like your work as translator?
    Yes, yes indeed. I haven’t translated many books, scarcely four or five. But with Jane Austen’s style I felt a real understanding from the first moment. It became very natural, ha ha ha.
    - What do/did you find more difficult in a translation from English to Spanish?
    The difficulty is to achieve that a translation is in ‘Spanish’ and not in a literally ‘translated English’. There are methods you have to avoid, tics, translation automatisms…
    -What part of the novel did you find most difficult to translate?
    All that had to do with rent; really, one never understands it rightly.
    -A favourite passage?
    Chapter 2. That completely stunning dialogue where the narrator hardly intervenes. In five pages the brother changes his mind from wanting to share his heritage with his sisters to let them some furniture which will surely make them satisfied. It is a great proof of the somewhat ‘savage’ Jane Austen’s objectivity which for me become essential. As we know, ‘the keyhole’…

  • Juicio y Sentimiento de Alba Editorial

    -What about the characters? How can one keep their depth once translated into another language having in mind the difficulties it may carry out?

    In that aspect, it always helps what I said before about the ‘small world’ which Jane Austen describes. In this world there are no great linguistic differences nor in the characters speech, and if they exist they are conveniently highlighted and so, they are easily recognized. Anyway, fortunately for a translator, Jane Austen wrote before what is called ‘linguistic colour’ was invented.

    -Why do you think Miss Austen awakens such interest among readers nowadays?
    I can’t certainly know it yet and it’s very risky to make a diagnosis. It doesn’t satisfy me the explanation of ‘romance’ because I think Jane Austen was stoutly against romanticism. May it have to do with that ‘small world’ in which the common reader can recognize himself?
    - If we could adapt something from the literary style of that period, if you wanted to do it, what would you like to find in nowadays books/novels?
    I’d like to find some novel that started like “About thirty years ago, Miss Maria Ward from Huntingdon, with just seven thousand pounds…”. Does anyone nowadays dare to start a novel talking about how much money a character has?

  • - Do you believe in the distinction between ‘male novels’ and ‘female novels’?
    I think they in fact exist but it is a mistake they do. I don’t like authors who consciously focus their writing towards a genre; I think they start from cultural stereotypes which we should overcome. Actually, I’m really bothered with the thought that there exist things for men and things for women not only novels.
    Lizzy

    - Do you think it appropriate to describe novels as ‘romance stories’ in a superfluous sense?
    Of course not in a superfluous way neither in a deeper one too. Jane Austen writes during Romanticism and her novels enclose a clear criticism against romantic prototypes. At her time getting married with a vicar or a vicar-to-be with a modest income was not romantic at all; it was, as we can clearly see in her novels, something vulgar, a kind of social suicide. Austen satirizes very well social pretensions and has a classic and austere idea of love relationships in which what we understand as passion – maybe with the exception of the highly complex affair of Elizabeth Bennet and Darcy in ‘Pride and Prejudice’ – is irrelevant. However, we must admit that, if she well fights the idea of romantic love, the number of adventures her heroines have to overcome to achieve love is so turbulent that this has something of romance, hasn’t it?

  • -What do you think makes Jane Austen novels universal?

    In truth this question is a way of asking again why Jane Austen is still standing today. I don’t feel very comfortable with the word ‘universal’ I always believe that I may make a mistake.

     

  • Texto

    ¡Muchas gracias por la entrevista, Luis!

  • Thanks for the interview, Luis!